Un informe realizado por la consultora Norteamericana Employee Insight encontró que las tres cuartas partes (75%) de los colaboradores dijeron que se habían sentido estresados ​​en el trabajo durante los últimos 12 meses.

Las consecuencias de esta crisis del bienestar van desde del aumento de las tasas de absentismo hasta la merma en indicadores de retención de talento.

Lo anterior hace imperativo que las organizaciones adopten rápidamente mejoras en sus políticas de EE y poner el foco en el Bienestar Mental/Emocional puede ser muy significativo.

¿Por qué?

Porque al incluir este tema en las políticas de Bienestar de la compañía se avanza aún más en dejar atrás el antiguo paradigma que veía al individuo empleado en su fin únicamente utilitarista.

Se comienza a reconocer al colaborador en todas sus dimensiones como ser humano, integral y complejo, lo que a su vez ayudará a entender el trabajo como un lugar no solamente para alcanzar el éxito profesional, sino también, como un lugar donde encontrar paz mental y emocional.

¿Y qué pasará con las compañías que comiencen a adoptar estas medidas?

No solamente lograrán más compromiso y confianza, sino también, verán un impacto positivo permanente en su cultura potenciando un nuevo valor de marca HUMANIDAD.

 

Jose Alvarez – Fundador La Frutología

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now ButtonContáctanos