La Frutología día a día Parte I: “Buscando la mejor fruta fresca”

Martes 20 Junio. El reloj marca las 4:00 de un día miércoles y el frío abrasador de invierno haría abortar la misión a cualquiera, sin embargo estamos aquí porque la pasión que nos mueve y el compromiso con lo que hacemos superan las ganas de permanecer en el calor de nuestro hogar.

El trabajo es arduo, pero conocido y los años de experiencia nos han permitido generar fuertes lazos con nuestros proveedores, los que ya saben qué, cómo  y cuándo  buscamos fruta de buen calibre y en un estado de maduración óptimo. Y a modo de anécdota recordamos las primeras ocasiones en que visitamos este lugar, un nuevo mundo para nosotros, en donde lamentablemente nos tocó pagar el noviciado con proveedores poco serios y oportunistas que en las tres primeras filas del bin ubicaban la mejor fruta y de ahí para abajo aquella que en algunas ocasiones solo servía para hacer abono.

Pero la constancia y perseverancia por buscar siempre lo mejor, teniendo en mente la misión de llegar a cada oficina solo con el mejor producto, ha rendido frutos (bien valga la analogía). Cada vez son más las empresas que confían en nuestro servicio de reparto de frutas, en el profesionalismo que hemos logrado impregnar en un mercado que por muchas buenas intenciones haya tenido, carecía de consistencia y en algunas ocasiones de seriedad.
Cada vez son más las compañías que se suman a nuestra misión de entregar calidad de vida en forma fruta y bien aumenta nuestra demanda, aumenta también la demanda a nuestros proveedores.
Avanza la hora y el reloj marca las 5:00 AM de esta fría madrugada de invierno y ya con la selección de la fruta realizada, comienza la carga para el transporte a nuestra bodega. Como bien dice el dicho «a quien madruga Dios lo ayuda» al concurrir a nuestros proveedores en este horario, nos permite siempre encontrar la mayor variedad y la mejor calidad y una logística bastante expedita.

Ya con la carga finalizada se realiza el transporte de la fruta a nuestra bodega ubicada relativamente cerca y estratégicamente a un paso de las autopistas que cruzan el gran Santiago. Mientras tanto en nuestras instalaciones, el grupo de colaboradores que efectúa el turno de noche se presta a terminar la preparación de la fruta que ya teníamos almacenada y a recepcionar la que viene en camino. 5:40 AM y el producto llega a nuestras dependencias. El operario encargado del yale se dispone a descargar cada bins de fruta adquirido y a ubicarlo en su posición final. Terminada esta labor, comienza una especie de «caos organizado». Todos trabajamos con gran premura para cumplir una sola misión, disponer de todo lo necesario para que comiencen a salir en ruta nuestra flota de vehículos. Cargar cajas, imprimir guías y rutas, revisar carga, verificar pedidos especiales, etc. Nuestro personal impecablemente vestido con la indumentaria de Fruitoffice, se dispone a subir a los vehículos. Ya son las 6:00 AM y nuestro primer equipo sale a despachar, encargado de realizar el recorrido más extenso por Santiago. Luego de 20 minutos sale el segundo y así sucesivamente hasta tener toda nuestra flota de vehículos circulando bajo un tímido amanecer que recién ofrece sus primeros rayos que entibian la ciudad.

Comparte, disfruta y conoce nuestro servicio de reparto de frutas a oficinas, Fruitoffice.

Deja un comentario